Acceso de colegiados:

CHARLAMOS CON ANA DEL SER , PRESIDENTA DE LA AUDIENCIA PROVINCIAL DE LEON

Diálogo con10 de Diciembre de 2018

1.- ¿Cuales son los principales problemas de la Justicia en España?
La JUSTICIA es siempre la asignatura pendiente de todos los Gobiernos. Básicamente el problema que nos afecta se resume en la insuficiencia de medios materiales y humanos.
Además, es ya urgente la reforma del modelo de organización territorial de la administración de justicia. La sociedad actual, dominada por la informatización, los medios de comunicación, la facilidad en los desplazamientos y la integración en ámbitos supranacionales, requiere de una reforma estructural, más allá de las limitadas intervenciones parciales que son parches que no ofrecen una solución definitiva. Será fundamental la concentración territorial y la colegiación de órganos judiciales, extremo en el que coinciden las instituciones nacionales e internacionales.
Destacaría igualmente como un importante problema de la Justicia la independencia judicial que se percibe, que pone en cuestión el papel extraordinario que realizamos los jueces cada día. Esta errónea percepción sobre la falta de independencia se está incrementando. Los últimos acontecimientos sobre el proceso de renovación del Consejo General del Poder Judicial no ayudan a mejorar la imagen.
2.- Y en concreto, ¿cuáles son los problemas de la Justicia en León?
La deficiente organización de la administración de justicia que existe a nivel general se pone mucho mas de manifiesto en una provincia como León que cuenta con dos partidos judiciales importantes (León y Ponferrada) y cinco partidos judiciales pequeños. La distribución desigual de cargas de trabajo es uno de los problemas claros que se detectan en León.
En esta provincia se ha dado respuesta a alguna de las carencias puestas de relieve durante años. Se ha creado un nuevo juzgado de familia después de mantener reforzado el único que anteriormente existía que era una de nuestras peticiones tradicionales.
En este momento, la propuesta principal es la creación de una plaza de magistrado en la Sección Penal de la Audiencia para lograr la división en dos secciones.
También el refuerzo de las Secciones Civiles está siendo objeto de estudio para que el incremento de la carga de trabajo que suponen los asuntos sobre condiciones generales de la contratación no ralentice el buen ritmo de resolución que existe en la jurisdicción civil y mercantil.
Respecto de los juzgados, ya estamos trabajando para reforzar la jurisdicción social y lograr así acortar los plazos de los señalamientos.
La división de jurisdicciones en Ponferrada es otro de los aspectos que es necesario impulsar porque creo que la carga de trabajo y el número de juzgados permiten esta medida que sería muy beneficiosa. La especialización a través de la división supone innumerables ventajas, tanto en la mayor calidad de las resoluciones, en la unificación de criterios y seguridad jurídica y la reducción del esfuerzo destinado al estudio. Esta es una medida que se defiende desde la Abogacía de León y Ponferrada y que beneficiaría enormemente a todos.
3.- ¿Como valora el estado de la Oficina Judicial en el territorio?
Estamos inmersos en un escenario de modernización y trabajamos ya con un expediente digital completo en una oficina judicial con servicios comunes. Este es un aspecto que estoy segura va a suponer un gran avance y será muy positivo en un futuro próximo, pero en estos momentos se exigen soluciones rápidas a los graves defectos detectados.
Uno de los principales problemas es la implantación desigual de la oficina judicial en los diferentes territorios y en los distintos partidos judiciales.
En el desarrollo de la Oficina Judicial se evidencian con claridad graves problemas pues no puede desarrollarse como una organización paralela y separada de la función jurisdiccional, debiendo perfeccionar el diseño de la oficina con el carácter instrumental que le atribuye la Ley. La coordinación y colaboración entre los distintos ámbitos de decisión que confluyen en la oficina judicial se convierte en la piedra fundamental de todo el sistema: Jueces, Letrados de la Administración de Justicia, Secretarios Coordinadores y Administración pública. La opinión y colaboración de los abogados en este ámbito será de gran importancia para la mejora del diseño.
4.- ¿En qué momento de implantación se encuentra el Expediente Digital en León y como afecta al trabajo de los jueces y de los abogados?
Como he dicho antes, los jueces en León trabajamos ya con un expediente digital completo. No obstante, el proceso de Digitalización cuenta con importantes carencias que es preciso subsanar.
Respecto del trabajo de los jueces requerimos que el diseño se adapte con urgencia a las necesidades específicas del ejercicio de la potestad jurisdiccional ya que no somos simples “usuarios” de un expediente judicial diseñado por la administración prestacional.
También es necesario que se configure una única herramienta en la que se integren todas las aplicaciones de manera uniforme en todos los territorios, para que pueda coordinarse la información.
Será fundamental que a dicha herramienta puedan tener acceso todos los operadores jurídicos. La Fiscalía está reivindicando que se subsane este importante defecto. Igualmente, los abogados deben tener acceso digital para que se complete el proceso.
5.- ¿Cuales son sus principales funciones como Presidenta de la Audiencia Provincial de León?.
El Presidente de una Audiencia Provincial ejerce dos funciones netamente diferenciadas. Una de carácter estrictamente jurisdiccional y otra de índole gubernativa, a las que se une la función de representación.
En cuanto a la función jurisdiccional he de dirigir las deliberaciones de la Sección Primera, civil y mercantil. He de preparar y presentar las ponencias y redactar las resoluciones en condiciones de igualdad con el resto de magistrados del Tribunal, sin relevación de cargas ni reducción de los asuntos a resolver. Como labor fundamental debo controlar los asuntos que requieren unificar los criterios entre las dos Secciones Civiles y con la colaboración de todos evitar que se produzcan respuestas discrepantes.
La otra función es de índole gubernativa y de gestión, muy diversa, que incluye, entre otras, la vigilancia del cumplimiento de las normas de reparto, la asistencia a las reuniones de la Sala de Gobierno del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León, la elaboración de informes para la consideración del Presidente del TSJ, de la Sala de Gobierno o del Consejo General del Poder Judicial, la solución de los problemas de índole material o personal que puedan plantearse en los órganos judiciales del ámbito territorial, el nombramiento de Jueces Sustitutos, la presidencia de las reuniones de los Magistrados de la Audiencia, la presidencia de la Comisión Provincial de Policía Judicial, la elaboración de la Memoria anual sobre la situación de los órganos judiciales, la recepción de quejas, etc.
Destaca en esta función gubernativa la de organización del Tribunal con la redacción de todos los informes imprescindibles para el funcionamiento y mejora del mismo (normas de reparto, sustituciones de magistrados, peticiones de refuerzo y creación de plazas). En esta misma línea intervengo en cualquier cuestión en la que se requiera una especial gestión en el Tribunal, como puede ocurrir con la organización de determinados Juicios cuya complejidad aconseja esta participación, como ha ocurrido con Jurados de interés mediático, o con problemas de seguridad, así como juicios con numerosos implicados o asuntos que precisen atención por cualquier otro motivo.
La Comisión Provincial de Policía Judicial que presido tiene como función la coordinación de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado con la administración de justicia. Realizamos una importante labor que contribuye a solucionar discrepancias y aumenta la efectividad.
Si además a todo ello se añade la representación de la Audiencia Provincial ante las autoridades públicas locales y provinciales, y que, por tal razón, es un deber acudir a numerosos actos institucionales, se entenderá fácilmente que la semana es muy densa y variada, pero también sumamente interesante.
6.- ¿Cuales son las principales dificultades que se ha encontrado en el ejercicio del cargo?
Lo más complicado desde que presido la Audiencia Provincial de León es compatibilizar las distintas responsabilidades que exige el desempeño del cargo de Presidenta con las obligaciones que tengo como magistrada de la Sección Civil y Mercantil.
Supone un gran reto resolver asuntos cada día más novedosos y complicados en una situación tan cambiante como la actual que obliga a una adaptación rápida y al estudio constante. Esta exigencia de trabajo y estudio continuo tiene que ser compatible con el impulso de muchos proyectos organizativos con los que intento mejorar la calidad de la justicia en la provincia de León y que implican una gran inversión de esfuerzo y energía.
Conciliar funciones y organizar el tiempo de la forma más eficaz posible es mi mayor reto.
7.- ¿Como entiende la posición de la Abogacía actual?.
En estas fechas cuando nuestra Constitución ha cumplido ya su 40 aniversario es preciso recordar el contenido del artículo 24 que recoge el Derecho a la Defensa y a la asistencia de letrado, íntimamente vinculados a la tutela judicial efectiva. Principios esenciales para entender la profesión de abogado ahora y siempre.
No se concibe el Estado de Derecho ni la propia Justicia sin la profesión de abogado, que es más que colaborador de la justicia, parte integrante de la misma, pero absolutamente independiente y sometido única y exclusivamente al imperio de la Ley y al sagrado deber de defensa.
La Abogacía es un actor imprescindible para la existencia de una tutela judicial efectiva en el ejercicio de los derechos e intereses legítimos de todas las personas.
Pongo en valor esta función porque la defensa requiere una gran dedicación personal y unos profundos conocimientos jurídicos. Faltando alguna de estas dos cosas se frustra la defensa del ciudadano.
La abogacía está, como el resto de la administración de justicia, sometida a exigencias de innovación, adaptación y no reñida con valores tradicionales y con el respeto a principios deontológicos de su profesión.
8.- ¿Y como considera que será la evolución de la profesión de Abogado?
El presente de la Abogacía, como el de la Justicia se muestra muy relacionado con las necesidades de adaptación a los retos de la digitalización, como una exigencia ineludible del ejercicio profesional. Los cambios que ha experimentado el mundo en que vivimos en los últimos veinte años han sido más impactantes que en casi los dos siglos anteriores, especialmente con la revolución de Internet y la globalización que implica; ya no es una utopía la desaparición del papel físicamente de las oficinas judiciales y que todas las comunicaciones sean telemáticas.
El futuro pasa también por continuar avanzando en las exigencias de especialización que también es necesaria en el ámbito jurisdiccional como un reto de futuro en el que deben participar todos los operadores jurídicos. El derecho mercantil (concursal), el derecho de familia, contencioso, social, penal, se ha complicado tanto que es preciso que los abogados colaboren entre sí para aconsejar a sus clientes y que los grandes despachos no se impongan y excluyan a los pequeños. Las agrupaciones son parte esencial de ese futuro de la abogacía. También los Jueces nos especializamos. Existe una inmensa información pendiente de ser analizada, siendo susceptible de ser utilizada y solamente la gestión de los datos ya exige un enorme esfuerzo.
El futuro igualmente se encuentra vinculado con las reformas que están pendientes de desarrollo, una de la más esperadas y necesarias es la reforma de la Ley de Enjuiciamiento Criminal para que nuestro proceso penal sea ágil.
Pero será preciso abordar una reforma profunda y duradera para alcanzar una Justicia de calidad. Estas medidas deben partir de la consideración de la justicia como servicio público, más allá de intereses partidistas, alcanzadas por tanto, con un amplio consenso, siendo la Abogacía un actor imprescindible y contando con la opinión de todos los operadores jurídicos. En este sentido se ha hablado en numerosas ocasiones de la necesidad de alcanzar un PACTO DE ESTADO sobre la JUSTICIA y volver a lograr la credibilidad y la confianza de los ciudadanos.
9.- Valore la colaboración que recibe de la Abogacia y del Colegio de Abogados y su contribución para la mejora de la justicia
Yo he tenido contacto con la abogacía desde el inicio de mi actividad profesional, primero en un pequeño partido judicial y después en capitales de provincia. Pero desde que soy Presidenta de la Audiencia he tomado un contacto mucho más frecuente e intenso con el Colegio de Abogados de León.
Y me he llevado una grata sorpresa de la tarea que se ha venido desarrollando en el ámbito de la Administración de Justicia de este territorio. La reivindicación de mejoras ha sido una constante y se ha ido avanzando y alcanzando importantes logros. En esta línea seguiremos trabajando todos juntos.
Siempre he estado pendiente de todas las sugerencias, aportaciones y puntos de vista de los abogados de León para trasladar al resto de Jueces y en su caso al Ministerio de Justicia en cuanto forma parte de mis funciones gubernativas. Así lo he hecho desde una excepcional relación con el Colegio de Abogados que también ha dado respuesta a mis peticiones y sugerencias cuando ha sido el caso.
Mi compromiso de escuchar y colaborar con el Colegio de Abogados ha sido correspondido con creces.
Todos trabajamos en la mejora de la Justicia. Los abogados son cooperadores necesarios para el progreso de la Justicia y así lo entiendo en una relación que no solo es fluida y cercana con el Colegio, sino que yo añadiría que es también de mucho cariño y respeto.
Y aún tenemos que hacer mayores esfuerzos para mejorar mucho más. Las sugerencias que el Colegio de Abogados pueda hacer, las reuniones y contactos regulares y desde luego el trabajo conjunto servirán, sin duda, para solventar problemas y lanzar proyectos que redunden en la mejora del servicio al ciudadano.
10.-¿En que proyectos está trabajando en la actualidad?.
Son numerosos los proyectos iniciados en los que continuamos trabajando con ilusión y en los que colaboran muchos jueces y magistrados del territorio. Citaré alguno de los más conocidos.
“Educar en Justicia” es un programa cuyo objetivo es acercar la Justicia a los centros educativos. El pasado año se desarrolló con la participación de 15 centros educativos de toda la provincia. Este año estamos en fase de inscripción desde los colegios interesados y espero que tenga el mismo éxito.
La recién creada Comisión de Coordinación de Violencia sobre la Mujer, es un proyecto de coordinación institucional que presido y que cuenta también con la participación del colegio de abogados.
Es también tradicional la colaboración de la Audiencia con la universidad en las prácticas externas de los alumnos de grado en derecho. Y por supuesto en el Máster de abogacía.
En fase de estudio se encuentran varios programas de intercambio con otros países europeos, con el respaldo de la Escuela Judicial.
Las Jornadas Simuleón 18 que se desarrollaron en la Audiencia Provincial con la iniciativa del Colegio de Abogados de León, tuvieron un gran éxito. Contaron con la participación de jueces y magistrados de León, y recibieron a más de 200 alumnos de diferentes partes del noroeste peninsular. Consisten en la simulación de juicios en una «formación práctica» para futuros abogados. Trabajamos en la idea de repetir el proyecto.
11.- ¿Cual ha sido su mejor y su peor momento o experiencia personal desde que desempeña su cargo de Presidenta de la Audiencia Provincial de León?
Desde luego la experiencia más dolorosa siempre es la pérdida de un compañero, como es el caso de Luis Mallo, Presidente de la Sección Penal, recientemente fallecido, que suponía un apoyo fundamental para mí, tanto a nivel profesional como personal.
Otros momentos de desánimo, que he podido tener, cuando no consigo finalizar con éxito algún proyecto iniciado, son fácilmente superables y un nuevo impulso sirve de incentivo.
Experiencias positivas he tenido muchas. Trabajando en lo que trabajamos, como jueces, cada caso nos obliga a buscar una solución legal y justa y esto supone una motivación decisiva. Realmente estoy muy agradecida por tener una profesión que implica tantos retos y supone cada día grandes incentivos.
Como presidenta he podido sentir también la calidez del trato porque trabajar a “contra corriente” es muy duro y yo he sentido siempre todo lo contrario.
12.-¿ Cuales han sido sus mayores logros?
A nivel personal estoy satisfecha de trabajar con compañeros y colectivos, como los que tenemos en León.
A nivel profesional en la Audiencia Provincial valoro enormemente haber conseguido con todos los magistrados que la integran tan alto grado de cohesión, no solo para intentar unificar criterios, sino también para apoyarnos unos a otros para mejorar nuestras decisiones. En mi labor me siento totalmente respaldada por los magistrados del Tribunal.
Y en todas las iniciativas que he promovido he recibido el apoyo de todos los jueces de León y de la provincia, así como del resto de colectivos afectados y muy especialmente el apoyo del Colegio de Abogados de León.
13. – Para terminar, ¿ es su meta en el futuro, que es lo que le gustaría conseguir?
Desde mi ámbito de competencias soy consciente de que mis metas tienen que ser pequeños logros que espero supongan sensibles mejoras tanto en el trabajo de los jueces como en el servicio que prestamos.
Y la satisfacción que produce cada logro, por pequeño que sea, supone ya una gratificación tan grande que compensa todos los esfuerzos.
Lo que me gustaría conseguir no es algo concreto sino la continuación del trabajo para alcanzar las medidas que en cada momento sean más necesarias. La satisfacción del trabajo bien hecho es a lo que aspiro.



Compartir en: Compartir en Twitter Compartir en Facebook Compartir en Linkedin Compartir en GooglePlus
ILUSTRE COLEGIO PROVINCIAL DE ABOGADOS DE LEÓN Contacto | Mapa web | Aviso legal | Privacidad | Cookies
Diseño Web León
LEÓN
C/ Conde de Saldaña, 4 24009 León Teléfonos: 987 26 20 46 / 987 26 26 49 Fax: 987 26 11 99
SEDE DE PONFERRADA
Avda. Huertas del Sacramento, 19 24402 Ponferrada Teléfonos: 987 40 16 19 Fax: 987 42 41 06